El normal transcurso de la vida, impone situaciones que desestabilizan nuestra salud. Constantemente factores ambientales, emocionales, alimentarios o químicos impactan sobre nuestro organismo y éste se reequlibra usando sus eficientes mecanismos reguladores.
Si éstos son rebasados, entonces el cuerpo se expresa a través de síntomas que manifiestan que se ha generado un proceso de ENFERMEDAD.

Por lo tanto un tratamiento biológico pretende activar las defensas del organismo para favorecer la curación natural y además crear los hábitos necesarios para mantener una calidad de vida óptima.
Un médico biológico realiza una minuciosa valoración del estado funcional del paciente evaluándolo de manera integral,(esto implica evaluar a la persona en su totalidad física, mental y emocional) para realizar un plan de tratamiento personalizado, con terapias que apuntan resolver las causas de la enfermedad y no sólo sus síntomas.

¿En qué casos se utiliza la Medicina Biológica?
Todas las enfermedades se pueden tratar con MEDICINA BIOLÓGICA. Se pueden curar por completo o mejorar notablemente, dependiendo del daño instalado en los tejidos.
La medicina biológica complementa cualquier tratamiento de la medicina tradicional mejorando sus efectos y disminuyendo la utilización de medicaciones innecesarias.

A tener en cuenta

La Medicina Biológica es un enfoque terapéutico en el cual se utilizan métodos de diagnóstico y terapias diferenciales que se , orientan a la prevención y al tratamiento de las enfermedades, empleando recursos que refuerzan la tendencia auto-curativa de nuestra naturaleza.

Galería de imágenes


0